CRISIS PARCIALES COMPLEJAS

Cuadro de texto: La diferencia entre las crisis parciales simples y complejas es que en las crisis parciales complejas se produce una alteración de la consciencia, es decir que el paciente no reacciona o reacciona de forma retrasada durante alguna parte de la crisis, y después no se acuerda de todo lo que ha pasado si se le pregunta. Hay muchos pacientes que no notan que han estado inconscientes durante la crisis. Una alteración de la consciencia se puede valorar mejor realizando un vídeo-EEG.
Las crisis parciales complejas son a menudo erróneamente llamadas “ausencias”, pero conviene indicar que las ausencias son crisis generalizadas y se distinguen en la causa y el pronóstico de las crisis parciales.  
Las crisis parciales complejas pueden estar precedidas por una crisis parcial simple que se llama “aura” si es sensitiva o psíquica (ver crisis parciales simples). 
En las crisis parciales complejas típicamente se observan gestos y comportamientos que se llaman “automatismos”, tales como:
Chupetear
Masticar
Carraspear
Toser
Manosear
Gestos complejos: arreglarse la ropa, mover muebles etc.
Habla automática, gritar, cantar, rezar, insultar
Durante e inmediatamente después de la crisis pueden aparecer otros síntomas neurológicos como:
Afasia: imposibilidad para comprender y hablar correctamente 
Disartria: imposibilidad de articular las palabras correctamente, aunque el contenido del habla es normal
Confusión: no reconocer personas conocidas, no contestar adecuadamente, agitación
Estas dificultades pueden persistir durante 5-20 minutos después de terminar la crisis.

INFORMACIÓN PARA PACIENTES Y FAMILIARES

Página actualizada: 2.3.2008

© Anne G. Caicoya 2007 Todos los derechos reservados.

Bibliografía:

 

1. Panayiotopoulos CP. The epilepsias: Seizures, síndromes and management. Bladon Medical Publishing, 2005.

2. Wyllie E. (ed)  The treatment of epilepsy—principles and practice.  3rd ediion. Lippincott, Williams and Wilkins, 2001.